¿Acabas todos los entrenamientos haciendo abdominales? ¿Haces abdominales hasta la saciedad a diario? ¿Sigues rutinas de abdominales de tipos y tipas con cuerpos perfectos que ves en Instagram?

¿Obtienes resultados? NO.

Si eres de los que cree que para “sacar los abdominales” tienes que estar todos los días y a todas horas haciendo abdominales, estás equivocado.

A groso modo, para “verte los abdominales” tenemos que perseguir dos objetivos, tener poca grasa corporal y un buen tono muscular.

A continuación voy a explicarte dónde tienes que poner el foco.

 ¿Qué es lo que NO tengo que hacer?

Lo que NO tienes que hacer es abdominales todos los días. Así de fácil y directo.

¿Entrenas biceps todos los días? ¿Sales a correr 10km todos los días? ¿Haces espalda todos los días? No.

Pues no hagas abdominales todos los días. Con estimularlos de forma específica 2 o 3 veces a la semana nos basta.

¿Qué es lo que SÍ tengo que hacer?

Pues hay varios puntos dónde me gustaría que hicieras hincapié.

Déficit Calórico

Crear un déficit calórico significa ingerir menos calorías de las que consumes con el objetivo de que poco a poco esa capa de grasa que nos recubre vaya reduciéndose.

Por muchos abdominales que tengamos y por muy desarrollados que estén, si tienes una capa de grasa recubriéndolos nunca llegarás a “verlos”.

Además debes de ingerir suficiente proteína para evitar la pérdida de masa muscular.

Entrena todo el cuerpo

A la hora de entrenar no me vale con que sólo hagas biceps y espalda.

Tampoco con que sólo salgas a correr.

Entrena todo el cuerpo para que se creen adaptaciones a todos los niveles. Ponte fuerte.

Flexiones, dominadas, sentadillas, pesos muertos… Todos estos ejercicios van a provocar que trabajes todo el cuerpo y que sólo así crees una musculatura equilibrada que llame a todos los grupos musculares del cuerpo.

Paciencia

Lo más difícil de todo. Tenemos que saber que esto no es flor de un día. Ni de dos meses ni de seis.

Cada uno se encuentra en un punto diferente.

Cada uno tiene unas condiciones genéticas diferentes.

Cada uno tiene un grado de autoexigencia consigo mismo diferente.

No podemos saber a ciencia exacta cuanto tiempo tardarás en “sacar esos abdominales a relucir”. Lo que sí sabemos es que es un proceso que lleva tiempo. Unos más y otros menos.

Si te vas a pensar que por estar cuidándote 2 meses ya vas a estar como ése que has visto en la revista, estás equivocado. Mejor que te replantees si el tema “abdominales” merece la pena para tí o no.

Para terminar

Ésto es todo por hoy. Pero antes de despedirme voy a preguntarte algo.

¿Te suena la frase ”los abdominales se trabajan en el gimnasio y se destapan en la cocina”?

Gracias por tu tiempo.

Un saludo.